Este martes visitamos la Comisión de Trabajo por la Reconstrucción de nuestra Identidad, que desde hace años realiza un excelente trabajo para reparar los legajos de los compañeros detenidos-desaparecidos.

A partir de la reparación los legajos de los trabajadores detenidos-desaparecidos tiene la información precisa y exacta de porqué dejaron de ir a trabajar y no causales de baja errónea como “cesantes” o “despido”, por ejemplo.

En sintonía con el trabajo que llevan adelante en la Comisión presentamos el año pasado junto a la Secretaría de Derechos Humos de la CGT un proyecto de ley para rectificar los legajos de los trabajadores y trabajadoras del sector privado. Un proyecto que ya había sido presentado con anterioridad, que llegó a contar con media sanción, pero que luego lamentablemente perdió estado parlamentario.

Jorge Taboada; Florencia Peñaloza; Cecilia Moreau; José Luis Ramón; Facundo Moyano y José Luis Moretti fueron los diputados que acompañaron el proyecto.

El proyecto se encuentra en concordancia con las recomendaciones de las Naciones Unidas referidas a adoptar medidas de carácter simbólico, en concepto de reparación moral y colectiva; para dar cumplimiento al deber de recordar y al derecho de toda sociedad de conocer la verdad para evitar en el futuro se repitan tales actos (Organización de las Naciones Unidas, Consejo Económico y Social, E/CN.4/Sub.2/1996/18, 20 de junio de 1996).